Alifa TV lectura interesante a golpe de click
revista impresa de Alifa te pica la barba

Archivo de la etiqueta ‘concurso’

en ilustraciones para un loco: Resultado 2ª imagen. Concurso Colaboraciones III

09.03.2013 · Guardado en Comic y arte gráfico, Relatos y poemas




Y el ganador es...
Alberto Sánchez con "los hilos de la burocracia"

En su primer día en el ministerio, Juan pasó directo a enfermería donde le hicieron agujeros en manos y pies.

seguido por La Rueca y Rosa Martínez con 12 puntos
os dejo a todos los participantes con sus blog para que podáis disfrutar de ellos y conocer sus blog

 


 MARIONETAS (I).
Luz Leira Rivas
 Cada noche, Eva desata los hilos de la cruceta que maneja Adán, aburrida de tanto planchar y cocinarle, y estudia para ser piloto.  Pero esa mañana Adán madruga, quien sabe por qué, y la sorprende libre. Su primer impulso es correr bajo el aspa para que no la riña, pero de la calle escucha gritos: ¡No vayas, Eva, no vayas!. 
Asomándose a la ventana divisa la panorámica de una terminal recién surgida. Mujeres y hombres suben la escalerilla del avión jubilosos, pese a que en sus muñecas aún se aprecian las dolorosas huellas de unos amarres pretéritos. Todo sucede casi a un tiempo: el OKEY con el pulgar de las mecánicas, la copilota que la mira con apremio, la controladora aérea, que desde la torre certifica que el tráfico está libre... Entonces, como anunciando una promesa cumplida, la megafonía comunica el último embarque para Igualdad.
            Eva se calza el uniforme a toda prisa y sale corriendo por la puerta, mientras el pelele de Adán, atado de brazos a los hilitos del qué dirán, la mira angustiado. Es el miedo quien maneja la cruceta de la que pende su cuerpecillo de trapo, y nada puede hacer ya por retenerla.

______________________________________________________________________
LLENANDO VACÍOS 
Rosy Val 
Era demasiado tarde, ocho meses es mucho tiempo. Cuando aquellos hilos empezaron a estrecharte... ya eras juguete de aquél guiñol.
Recuerdo que ocupaba todo tu tiempo, quedabas con él a todas horas. No te importaba que fuera en el salón o en tu cama, ya no hacías otra cosa. Decías, que te hacía sentir viva, que te morías por él. Hasta que una de esas noches te enteraste que quizá se iría, que no volverías a verle... levantarse, comer, lavarse los dientes, dormir, ¿qué iba a ser de ti?.
Finalmente su salida te atravesó el corazón, pensabas morirte de pena. Cuando aquella madrugada entré en tu cuarto, te encontré llenita de tristeza, yacida en el suelo. En tu mano, ya fría, el mando, definitivamente él se había ido. El reality había llegado a su fin.
______________________________________________________________________
PROPÓSITO
Montse Aguilera

Tenía un montón de ideas a todo color.
Un minuto después de soltarse de la última cuerda empezó a ponerlas en práctica.
______________________________________________________________________

“CANTANDO A CORO"
Amparo Martínez Alonso 
 
—¡Mamáaa! Mi Marioneta Me Mira Mal… ¡Ven, Ven a Verla!
—¡Voy, Vero!… A Ver. Vamos a Ver si es Verdad.
—¿Ves, Ves?... Me Mira Mal, Mamá…
—No, cariño. No te mira mal. ¡Está triste!
—¿Por qué está triste, mamá?
—Porque no le gusta estar atada.
—¿No quiere ser una marioneta?
—¡No, seguro que no!
—Y si le cortamos los hilos, mamá… ¿Cambiará de Cara?
—… de Cara y de Corazón, Cielo. Le Cambiará de Color el Corazón.
—¿Cómo si Cantara a Coro?
—¡Como Cuando Cantamos a Coro tú y yo!
______________________________________________________________________
MARIONETAS (II)
Abel Loro Valero.

De enclenques protuberancias hiladas se sostiene, mas su mirada libre anda, maliciosa, suspicaz, indomable. Alguien de ominosa voluntad decide su destino, su vida a tan sólo un corte de tijeras, mas su mirada libre anda, maliciosa, suspicaz, indomable. Y esos ojos descarnados, cuencas que no son más que agujeros de perdición, inquietan y perturban, y alejan la mano que mueve los hilos. Más allá del cuerpo y de las ataduras celestiales, el alma reflejada en la mirada es la voluntad más indomable, y no hay hilos, cuerdas o dedos que logren encauzar la enfermiza obsesión de la marioneta que únicamente desea mirar.
_____________________________________________________________________
EscalaBoca 
Verónica Gibbs. @Guashabita http://esenciadeguayabita.blogspot.com/ 
 
-La expedición será riesgosa. 
-No importa, soy buena escalando cuando el destino es la boca. Además, llevo buenas cuerdas vocales.
______________________________________________________________________
FUERA ATADURAS.
 Carmen Martínez Marín

Fue a la ferretería del barrio y compró las tijeras más grandes que existían.   Como sí de un objeto de atrezo se tratara, las colgó tras la puerta de entrada del camerino: “para cortar hilos” puso en el cartel. Tenía claro que en  aquella casa, se iba a acabar la función diaria, con la representada en el teatro, era suficiente. Todo quedó despejado desde ese momento, cada uno viviría su vida, sin manejar las cuerdas de los demás. Su cuerpo se iluminó el día que, el director de teatro que vivía con ella, despareció de la escena.
______________________________________________________________________

VIDAS DE TRAPO
Rosa Martínez
 
Los brazos cayeron lasos, sin vida a los lados del cuerpo. Seguidamente las piernas en una pose ridícula, se doblaron. La cabeza miró suplicante hacia arriba y calló estrepitosamente contra el suelo. El titiritero sonrió maliciosamente al cortar su vida de raíz.
______________________________________________________________________

HILOS ROTOS
Volarela

El frío era tan intenso que le hizo retroceder. La repisa era sumamente estrecha y apenas tenía espacio donde colocar su mancillado cuerpo.
Se quitó los tacones y los tiró al vacío. Varios rostros asustados y asombrados miraron hacia arriba, mientras poco a poco se iba formando un grupo de personas curiosas que se llevaba, asombrada,  las manos a la cabeza.
Vio pasar una golondrina muy rápidamente. Parecía llevar algo en el pico. Eso era la vida, pensó.  Luego meditó en el pequeño  e impactante instante de su propia vida grabado en las mentes de aquellos  extraños que la miraban.  Después de esto, nadie se acordaría de ella nunca más. Entre jadeos inaudibles  sintió una náusea vital proporcionándole el valor necesario.
Silbia notó el ruido de una puerta y colocó rápidamente su marioneta en una caja que escondió bajo la cama.
-- Hoy no morirás -  le dijo con tristeza. Hoy no.
Luego, vio llegar a su padre y echó a correr lo más deprisa que pudo.
______________________________________________________________________

RECIÉN CASADO.
Pablo Amaya

El padre felicita a su primogénito luego de estampar su rúbrica en el
libro y susurrándole al oído le dice: bienvenido al club de las
marionetas.
______________________________________________________________________

DESPERTAR
Saltimbanquin
@Saltimbanquin
 
Su cabeza se amontona de recuerdos y éstos se estorban, chocan y en algún momento desaparecen para unirse con su cuerpo. Un recuerdo lo mueve a voluntad, inquieto intenta  escapar y desprenderse de los hilo sin éxito. Su mirada lo delata ante el público al buscar a su pareja y éstos aplauden el realismo de la interpretación. El titiritero se lleva la ovación de los espectadores ante magnífico espectáculo y hace una reverencia. Los hilos se estiran y el títere despierta, respira y se da cuenta que la función apenas va a comenzar.
______________________________________________________________________

FINAL DE BATALLA
Jose Luis Sandín

Te has liberado. Nada te ata. Te lleva el viento suave. El vacío ya no produce el miedo de su helor. La soledad, eterna compañera, te abraza. Jamás imaginaste que partirías tan solo, tú, que te diste por una mejor vida para todos.
______________________________________________________________________

MARIONETAS (III)
Yashira

Simples marionetas, eso somos. Desde que nacemos van moviendo nuestros hilos los padres, maestros, amigos, jefes. Aun hay algo peor: ese momento en el que te das cuenta de que toda tu vida es sólo una función, desde el comienzo creíste que las decisiones las tomabas tú, creíste que elegías a los amigos, que elegías un trabajo, que elegías una forma de vida. Pero todo se revela falso, un día te quedas sin trabajo, resulta que los amigos te dan de lado, ya no eres el tipo divertido que pagaba las rondas. Tu familia se va deteriorando, entre tu mujer y tú desaparece la comunicación que queda reducida a gruñidos y miradas de desprecio; a los chicos apenas les ves y se avergüenzan de su padre parado; buscando trabajo te encuentras con la oposición de todos cuantos se acercan, demasiadas pegas: el perfil, la edad, la cualificación... Increíble, siempre te dijeron que eras perfecto para tu puesto, hasta ese fatídico día en que te pusieron delante el finiquito y tuviste que firmarlo. Hoy el Gobierno de la Nación ha decidido que se retiran las ayudas a los desamparados, no hay presupuesto, desde Bruselas piden más recortes y tú eres uno de los damnificados, pero... ¿Quién eres? Ya ni lo recuerdas, no tienes mas que una cartilla que dice que estás "parado", sin recursos, sin ayudas, sin posibilidad de una vida digna. Desde los medios de comunicación te van llegando noticias de nuevos suicidios ante los desahucios, ante la desesperación de los que, como tú, ya no tienen derecho a un trabajo, a una ayuda, a vivir con lo mínimo necesario. ¿Quién mueve los hilos? Como marioneta sin decisión te vas dejando llevar hasta que los propios hilos se enredan en tu cuello, en cada nuevo recorte se acorta la distancia. 
En el periódico de hoy un nuevo suceso: hombre en paro, sin recursos, desahuciado y relegado a la miseria se quita la vida. Los que mueven los hilos no se pronuncian, son cosas que pasan, pero siempre le pasan a otros. Marionetas sin vida propia, entregados a la rutina; sin voz, sin peso, simples muñecos manipulados para cumplir con su parte de la función. Y cuando esta termina... No son necesarios.
______________________________________________________________________

MARIONETAS (IV)
Arte Pun

María ha sido activista de muchas causas, tantas como para justificar no recordarlas. Ya cercana a la madurez de su vida, va descubriendo, muy despacio, que se olvidó de ella misma, que se olvidó de pensar, y no sabe, ni a dónde le lleva la corriente, ni cómo se convirtió en una gota más.
Su lucha ya no será contra el sistema, tendrá que vérselas consigo misma. Tras repetirse en muchas ocasiones que aún no era tarde para salir, la inercia de su mundo intentará que sus hilos no sean cortados.
______________________________________________________________________

EL PRECIO DE SER MUJER
M.Pilar Moreno

A veces, en breves destellos, logro pintar con mis piruetas aires que me gustaría respirar y cielos por los que me gustaría volar. El miedo al monstruo se impone olvidando los sueños imposibles. Es tan hábil en el  manejo de mis hilos que nadie puede ni siquiera intuir mi desgracia. No soy más que una marioneta en las manos de un desaprensivo cegado por lucirse y medrar a mi costa. 
Un día no puedo aguantar más tanta vejación y oigo un chasquido en mi interior como el de un objeto de madera que se astilla de forma brutal. Mi cara se queda con una expresión desencajada, mis piernas se doblan y todo mi ser no es más que un ovillo. Enfurecido me grita: “te has vuelto torpe e inexperta, en adelante no serás más que un despojo de marioneta rota”. Coge unas tijeras con las que corta todos los hilos de mi destino y me arroja con  furia al fondo del exiguo cajón. 

¡Este habitáculo sí que conoce bien mis desdichas! Un temblor frío  aumenta mi soledad. Sin mis alas insuflándome alma nunca más volveré a sentirme viva. Esta será mi peor condena. Trago saliva y parpadeo repetidas veces intentando frenar el torrente de lágrimas que al final se desliza a borbotones por mi rostro. La visión se me empaña y me impide distinguir claramente esa sombra que se me aproxima, pero oigo una voz queda diciéndome: 
“Yo te vengaré. Cree que es él el que marca mis pasos manejando mis hilos y yo le dejo que se lo crea, no es consciente que hace tiempo soy yo la que desde mi apariencia de marioneta débil e insegura maneja sus hilos, le marco el compás y le obligo  a moverse al ritmo que a mí se me antoja. Su destino está en mis manos”.
______________________________________________________________________

LA SONRISA DEL AMOR.
La Rueca

No podía esperar a la hora de la función para volver a verlo. Faltaba apenas una hora antes del espectáculo, tiempo suficiente para salir de la caja, atusar la falda, peinar los tirabuzones y maquillar sus mejillas con pétalos de geranio. Luego, pausaba los labios en una sonrisa eterna, esperándolo como si nada de esto hubiera pasado. Ahí está, es él, el que mueve los hilos sin saber que lo que realmente mueve es su corazón.
______________________________________________________________________

MARIONETA
Sandra Montelpare 

La boca de Luisa. Los ojos de Solange. Las piernas de Belén. El torso de Clara. Con esas partes el descuartizador arma una instalación con la que piensa sorprender a todos en el Museo de Arte Contemporáneo. Las manos de Agustina no están de acuerdo y cortan los hilos. 

en ilustraciones para un loco: II Concurso de Relato Breve "Leonardo Barriada"

07.03.2013 · Guardado en Comic y arte gráfico, Relatos y poemas


Aquí os dejo el concurso que realiza la Asociación Félix de Martino de Soto de Sajambre, Asociación para la preservación y desarrollo del entorno natural y cultural de soto de Sajambre (maravilloso pueblo que tuve el placer de conocer en una ruta en bici con alforjas por todo Picos de Europa). 
 
El cartel de excepción es de Rosa Martínez, junto a una ilustración mia.
 
Os presento también al jurado, los dos ganadores de la edición anterior, Mercedes García Llano y Nicolás Jarque Alegre.

Pincha en el enlace para consultar las bases.

¿Te lo vas a perder?
 

en ilustraciones para un loco: Ganadora 1ª Imagen Colaboraciones III

05.03.2013 · Guardado en Comic y arte gráfico, Relatos y poemas



GANADORA 1ª IMAGEN COLABORACIONES III
MONTSE AGUILERA con “Quién dijo miedo?”.
(empatada a puntos con Jose Luis Sandín y sus “Chiquilladas”, y con La Rueca y su “Catarsis”)
Os dejo los micros con sus autores y sus blog, para que podáis disfrutarlos.
A ellos y ellas muchísimas gracias!


QUIÉN DIJO MIEDO?
Montse Aguilera

El lobo se esforzaba en parecer amenazador. En vano. Las salpicaduras rojas que volaban desde sus colmillos desprendían un sospechoso aroma de frambuesas.

________________________________________________________________

EL HOMBRE LOBO
Pablo Amaya

Desde que el viejo cuidador unta salsa de tomate en el hocico a su dócil perro, ya los zagaletones no entran a escondidas a robar. Pues el perro luce feroz y devorador de humanos.

El viejo ahora duerme plácidamente, cada noche sueña que es el hombre lobo.
________________________________________________________________

LLUVIA ÁCIDA
Andrea Fernández Maneiro

Cuando los árboles desaparecieron y los ríos mutaron en alcantarillas, los lobos corrían libres, hambrientos de carnes no contaminadas. Las jaurías, diezmadas, olían la sangre seca pegada en sus pellejos de la última pieza y el alfa palpaba el aire seco tratando de capturar el aroma de su próxima comida.
El hombre que había llenado los desagües y decapitado los bosques, languidecía con los ojos cerrados bajo el peso del miedo, aguardando una nueva lluvia ácida; y la notó, cálida, sobre la piel y levantó sus párpados con la esperanza de…
 ¡No tuvo tiempo para más! ¡El hambre es rápida!
________________________________________________________________

CHIQUILLADAS
José Luis Sandín

Cada vez que te veo me viene a la mente que de niños jugábamos a que fingías ser villana y yo, héroe. No puedo evitarlo. Nunca olvidaré el sabor del sudor de nuestras luchas, cuerpo a cuerpo hasta llegar a la desnudez total, momento en el que te dabas por vencida y quedábamos tendidos en la cama. Tengo muy presente la tarde en que te mordisqueé el cuello y tú gemiste y una incipiente erección me recorrió. Te mordía con suavidad, tu piel se erizaba en caracoles y entre tus ayes y tus gritos caí en la oscuridad, deliciosa negrura en la que no supe de mí hasta que los golpes de tu padre me hicieron la luz, sentía que moría más por su hocico vociferante que por la dureza de sus puños; la sangre, mi sangre en tu cuerpo, los policías que llegaron y tuvieron que golpear y golpear a tu padre para quitármelo de encima, y tu cuerpo con dos sangres y las salivas rojas de aquellos hombres, mientras que Honky Tonk Woman de los Rolling sonaba una y otra vez. Mira, qué casualidad, han puesto nuestra canción una vez más, ¿jugamos?.
________________________________________________________________

ODA A LA MALA MEMORIA
Rosy Val

El animal enfurecido se encaró con ganas de sangre...
“¡Se te olvidó que le di sosiego a tus noches, amparé y acompañé tus días, te entregué lealtad. Que te nutriste de mi y te cobijaste con mi abrigo. Que mis colores avivaron tu mirada y mi canto animó tus mañanas. Que trabajé para ti de sol a sol hasta que las fuerzas me abandonaban. Ya no te acuerdas  cuánto dolor soportó mi cuerpo para sanar el tuyo y cómo con malas artes, te lucraste mientras te divertías con mi padecer!”.
A punto de devorarlo frenó su impulso, lo vio tan indefenso que se marchó cabizbajo pensando... “no quiero ser como tú, yo sí que creo que tienes derecho a la vida”.
________________________________________________________________


FACHADA
Arte Pun

Llevo años recorriendo un túnel sin salida
todo negro
sin final.
Recodo tras recodo
llevo toda una vida atravesando cruces
que no son de caminos
sin una luz
sin una señal.
Para invocar
no he tenido ningún cielo.
Para llamar
no he encontrado ninguna puerta.
Todas las indicaciones han sido falsas,
del mismísimo diablo pareciera,
de no ser porque hoy te he visto
sin tu piel de cordero.
Ahora ya no me asustas
ya sé quién eres
y de las tinieblas, ya vengo.
________________________________________________________________

CATARSIS
La Rueca

No era el aliento a sangre, ni el pelaje áspero y viejo. Tampoco el ensordecedor rugido que atravesaba mis tímpanos. Ni siquiera el tenerlo a tan solo un par de milímetros de mi cara, con hambre de mí, con hambre de todo. Lo más que me asustó fue descubrir que esa era la terrible bestia en la que me había convertido.
________________________________________________________________
Carmen Martínez Marín
Insaciable la bestia ejercía su poder. Desposeído, el hombre pensaba. 
 ________________________________________________________________
SUPERVIVENCIA EN EL PRIMER MUNDO
Amparo Martínez Alonso (Petra Acero)

Creyó ver garras hambrientas y fauces desoladas. Imaginó sangre entre aquellos colmillos… Trató de arrugarse más y más, de esconderse, de desaparecer bajo su cobarde impotencia, de perderse entre su autoestima deshecha… Bajó la cabeza para mimetizarse, para fundirse con la pared que aguantaba su espalda (contrafuerte del miedo que sus piernas no lograban sostener)… Pero aquellas babas le salpicaron de humedad suplicante, despabilando su dignidad, su entereza acorralada. Y... ¡levantó la barbilla! Y vio a un pobre hombre con mala suerte, defendiéndose de sí mismo; asustado como ella, agonizando como ella: ¡Náufragos entre escombros de un presente sin futuro!... Entonces, la mujer extendió su mano a… la fiera, y regaló una sonrisa de esperanza a… su pareja.

en ilustraciones para un loco: 2ª Ilustración para el concurso COLABORACIONES III

03.03.2013 · Guardado en Comic y arte gráfico, Relatos y poemas

Le escribes un micro?

Hasta el viernes a las 24:00 tenéis de tiempo para escribir y enviarme un micro sobre esta imagen, a partir del sábado comenzarán las votaciones entre todos los participantes.


(especificar nombre con el que queréis salir en el libro colaboraciones III, el título del micro y la dirección de vuestro blog)


Marionetas



en ilustraciones para un loco: Votaciones 1er concursillo colaboraciones III

24.02.2013 · Guardado en Comic y arte gráfico, Relatos y poemas



A partir de este instante y hasta el martes a las 24:00 horas se puede votar, forma de hacerlo.

Sólo pueden votar los participantes a este concursillo.
Cada uno tiene que votar obligatoriamente tres textos, con 3, 2 y 1 puntos (se sobreentiende que tres al que más nos guste J). No se puede votar nuestro texto.

Se vota por email, así no nos dejamos condicionar por quién nos vota a nosotros, al final de todos los votos publicaré la puntuación final y los votos de cada uno para que todo el mundo pueda comprobar lo votado.

Una vez todos/as voten o termine el plazo, publicaré al ganador/a que formará parte del libro Colaboraciones III.

En caso de empate gana el texto con más primeros votos, si siguen empatando, el que tenga más segundos, y si continuamos empate el que tenga más terceros. Si no conseguimos un ganador de esta manera decidiré yo.

Todos y todas los que habéis participado podéis usar la imagen en vuestro blog (si le dais publicidad al concursillo mejor, a ver si conseguimos ser un montón cada domingo).

Por último agradecer vuestra participación y recordaros que cada domingo saldrá una imagen nueva sobre la que poder escribir.

Aquí os dejo los micros que concursan, si por error me he dejado alguno fuera avisarme con urgencia!!!


Nº 1. ¿QUIÉN DIJO MIEDO?
El lobo se esforzaba en parecer amenazador. En vano. Las salpicaduras rojas que volaban desde sus colmillos desprendían un sospechoso aroma de frambuesas.
________________________________________________________________

Nº 2. EL HOMBRE LOBO
Desde que el viejo cuidador unta salsa de tomate en el hocico a su dócil perro, ya los zagaletones no entran a escondidas a robar. Pues el perro luce feroz y devorador de humanos.
El viejo ahora duerme plácidamente, cada noche sueña que es el hombre lobo.
________________________________________________________________

Nº 3. LLUVIA ÁCIDA
Cuando los árboles desaparecieron y los ríos mutaron en alcantarillas, los lobos corrían libres, hambrientos de carnes no contaminadas. Las jaurías, diezmadas, olían la sangre seca pegada en sus pellejos de la última pieza y el alfa palpaba el aire seco tratando de capturar el aroma de su próxima comida.
El hombre que había llenado los desagües y decapitado los bosques, languidecía con los ojos cerrados bajo el peso del miedo, aguardando una nueva lluvia ácida; y la notó, cálida, sobre la piel y levantó sus párpados con la esperanza de…
 ¡No tuvo tiempo para más! ¡El hambre es rápida!
________________________________________________________________

Nº 4. CHIQUILLADAS.
Cada vez que te veo me viene a la mente que de niños jugábamos a que fingías ser villana y yo, héroe. No puedo evitarlo. Nunca olvidaré el sabor del sudor de nuestras luchas, cuerpo a cuerpo hasta llegar a la desnudez total, momento en el que te dabas por vencida y quedábamos tendidos en la cama. Tengo muy presente la tarde en que te mordisqueé el cuello y tú gemiste y una incipiente erección me recorrió. Te mordía con suavidad, tu piel se erizaba en caracoles y entre tus ayes y tus gritos caí en la oscuridad, deliciosa negrura en la que no supe de mí hasta que los golpes de tu padre me hicieron la luz, sentía que moría más por su hocico vociferante que por la dureza de sus puños; la sangre, mi sangre en tu cuerpo, los policías que llegaron y tuvieron que golpear y golpear a tu padre para quitármelo de encima, y tu cuerpo con dos sangres y las salivas rojas de aquellos hombres, mientras que Honky Tonk Woman de los Rolling sonaba una y otra vez. Mira, qué casualidad, han puesto nuestra canción una vez más, ¿jugamos?.
________________________________________________________________

Nº 5. OBSESION
El lobo hambriento, de feroz libido, le arrancó de una sola dentellada los senos infértiles que lo habían apasionado desde su juventud. Después de saborearles, le mordió la cabeza, pero esta vez sus filosos colmillos no penetraron el hueso. Impertérrito, le lamió los labios con desenfreno y al final, cuando ya la víctima terminaba de desangrarse, lloró amargamente. Era la cuarta muñeca inflable que destruía después de haberla rellenado con jugo de remolacha.
________________________________________________________________

Nº 6. ODA A LA MALA MEMORIA
El animal enfurecido se encaró con ganas de sangre...
“¡Se te olvidó que le di sosiego a tus noches, amparé y acompañé tus días, te entregué lealtad. Que te nutriste de mi y te cobijaste con mi abrigo. Que mis colores avivaron tu mirada y mi canto animó tus mañanas. Que trabajé para ti de sol a sol hasta que las fuerzas me abandonaban. Ya no te acuerdas  cuánto dolor soportó mi cuerpo para sanar el tuyo y cómo con malas artes, te lucraste mientras te divertías con mi padecer!”.
A punto de devorarlo frenó su impulso, lo vio tan indefenso que se marchó cabizbajo pensando... “no quiero ser como tú, yo sí que creo que tienes derecho a la vida”.
________________________________________________________________

Nº 7. FACHADA
Llevo años recorriendo un túnel sin salida
todo negro
sin final.
Recodo tras recodo
llevo toda una vida atravesando cruces
que no son de caminos
sin una luz
sin una señal.
Para invocar
no he tenido ningún cielo.
Para llamar
no he encontrado ninguna puerta.
Todas las indicaciones han sido falsas,
del mismísimo diablo pareciera,
de no ser porque hoy te he visto
sin tu piel de cordero.
Ahora ya no me asustas
ya sé quién eres
y de las tinieblas, ya vengo.
________________________________________________________________

Nº 8. CATARSIS

No era el aliento a sangre, ni el pelaje áspero y viejo. Tampoco el ensordecedor rugido que atravesaba mis tímpanos. Ni siquiera el tenerlo a tan solo un par de milímetros de mi cara, con hambre de mí, con hambre de todo. Lo más que me asustó fue descubrir que esa era la terrible bestia en la que me había convertido.
________________________________________________________________
Nº 9.
Insaciable la bestia ejercía su poder. Desposeído, el hombre pensaba. 
 ________________________________________________________________

Nº 10 Supervivencia en el primer mundo.

Creyó ver garras hambrientas y fauces desoladas. Imaginó sangre entre aquellos colmillos… Trató de arrugarse más y más, de esconderse, de desaparecer bajo su cobarde impotencia, de perderse entre su autoestima deshecha… Bajó la cabeza para mimetizarse, para fundirse con la pared que aguantaba su espalda (contrafuerte del miedo que sus piernas no lograban sostener)… Pero aquellas babas le salpicaron de humedad suplicante, despabilando su dignidad, su entereza acorralada. Y... ¡levantó la barbilla! Y vio a un pobre hombre con mala suerte, defendiéndose de sí mismo; asustado como ella, agonizando como ella: ¡Náufragos entre escombros de un presente sin futuro!... Entonces, la mujer extendió su mano a… la fiera, y regaló una sonrisa de esperanza a… su pareja.



en Dibujando sueños: "Grafiti" propuesta de "Una idea, mucho arte"

25.03.2012 · Guardado en Comic y arte gráfico, Relatos y poemas

Aquí os dejo una de las tres propuestas que he enviado al certamen de marzo de "una idea, mucho arte", no iba a enviar nada por la dificultad de realizar un grafiti, pero al final han ido cogiendo más fuerza las ideas que la técnica, así que ahí va eso.
Pasa y comenta, "una idea, mucho arte" se alimenta de vuestros comentarios.

en Dibujando sueños: Mi primer concurso

01.01.2012 · Guardado en La fábrica de hielo, Relatos y poemas

"Una idea Mucho arte" en colaboración con "La Esfera Cultural" han abierto para este mes de diciembre un concurso paralelo en el que se pueden presentar textos e ilustraciones.

El tema es "La otra navidad", se han de presentar obras que no caigan en el típico cuento navideño con mensaje y moraleja. Se debe ir un poco más allá... una Navidad negra, de un Papa Noel pederasta, de cleptómanos de renos con cuernos retorcidos...

Yo he presentado dos de ellos gracias a La Abela (muchísimas gracias) quien  me habló del concurso y me animó a presentar una propuesta desde mis particulares lineas.

Del uno al cinco se puede votar en  http://unaideamuchoarte.blogspot.com
todos y todas los que habéis participado en "La Esfera Cultural" en el concurso "la otra Navidad" podéis votar, hay cosas muy interesantes.
Nº 56 "Deshaucios Navideños"

Nº 57 "Este año quiero su vida"